Ermita de la Virgen de los Olmos

La ermita de la Virgen de los Olmos es un edificio barroco construido entre 1735 y 1750 sobre los cimientos de una ermita anterior.

Está construida con mampostería y sillares pequeños en las esquinas, algunos de los cuales tienen restos de palabras probablemente romanas y originarias del cercano yacimiento de la Calzada. Las inscripciones que se conservan en algunos sillares son …BORI…, …CATHA…, …BOR…, …NONO…, ISVHIO

La ermita tiene una sola nave de cuatro tramos, con bóveda de arista y un crucero con bóveda sobre pechinas. El cimborrio es de tambor octogonal, y está coronado por una bella linterna. Hay además un coro alto encima de la puerta de entrada.

La fachada tiene una entrada en sillería de medio punto, sobre jambas y dos óculos de ventilación en la parte superior.

Al lado de la ermita están la casa del ermitaño, de dos plantas más el ático, y el cementerio del municipio.

Por desgracia, la imagen románica de la Virgen de los Olmos datada en el siglo XIII fue robada en 1987, además de una Virgen del Rosario del siglo XVI y otras piezas del siglo XVIII. La talla actual es una copia de la imagen original de la Virgen de los Olmos.

También por desgracia el magnífico ejemplar de olmo ubicado a la entrada de la ermita tuvo que ser talado a finales del siglo XX por padecer grafiosis. Todavía puede verse el enorme tocón próximo a la entrada de la ermita.

En el interior de la ermita, destaca el retablo mayor, de finales del siglo XVIII. Además hay lienzos de la Virgen de los Olmos, Cristo, la Sagrada Familia y tallas de los padres de la Virgen, San José y Santa Águeda.

Deja un comentario